miércoles, 30 de marzo de 2011

EL DI PALMA FAN DAY REVOLUCIONO COLON

El autódromo bonaerense se llenó en la fiesta de los 20 años de Marcos Di Palma en el automovilismo. El arrecifeño protagonizó un show vibrante entre autos de drift, motos, cuatriciclos y el avión de acrobacia. La gente le pedía trompos y él respondió con cientos de ellos.

"Va a ser una fiesta inolvidable", había anticipado Marcos Di Palma sobre el "Di Palma Fan Day" que se realizó el último domingo en Colón. Y no se equivocó. Alrededor de 5.000 fanáticos participaron del evento que se realizó para celebrar sus 20 años en el automovilismo. Los hoteles de la ciudad colmaron su capacidad. Lo mismo pasó en localidad cercanas como Salto, Pergamino y Rojas. Y la multitud se fue contenta. Tanto que, para no defraudar a nadie, el arrecifeño se quedó sacándose fotos y firmando autógrafos hasta cerca de la medianoche del domingo.



La fiesta había comenzado tempranito con la primera fecha del campeonato argentino de motos y de cuatriciclos. Como para estar a tono con el "Di Palma Fan Day", las finales de SQPro las ganó Dino Di Palma, hijo de Patricio y sobrino de Marcos. En el intermedio de la actividad de las dos ruedas, Marquitos realizó un show magistral en el playón del autódromo. Primero caminó chocando las palmas con todo el público, luego se acostó en el piso y Alejandro Radetic le giró alrededor con su auto de Drift. Más tarde llegaría el momento esperado. Di Palma eligió a gente del público para que se subiera con él y empezó a hacer trompos con su auto de Top Race. Mientras tanto, el mágico Gamuza hacía piruetas con su moto y Jorge Malatini maravillaba con el avión de acrobacias. El público deliraba y agigantaba su idolatría. "Marcos, me vine de Puerto Madryn para esto y no me voy a arrepentir en toda mi vida", le dijo un fanático. Como ése, había muchos que llegaron de distintos puntos del país y también desde Uruguay y Chile. En youtube ya hay decenas de videos del espectáculo que subieron los espectadores.

Cuando terminó el ruido de las motos, Marcos salió a la pista con su coche. La gente sacudía sus remeras y levantaba las manos a su paso como si se tratara de una carrera. Pero Di Palma lo hacía solo. Al público no le importó. Luego se volvieron a sumar Gamuza, Radetic y Malatini. Esta vez el show fue en pleno circuito. Como para que no quedara ningún vehículo afuera, Marquitos también dio una vuelta sobre una máquina agrícola de la empresa Jacto. Desde allí le tiró gorras al público. Los privilegiados que había accedido a la entrada superboxes pudieron darse el gusto de girar con su ídolo.

El cierre fue con el sorteo de una moto Corve y Marquitos en el podio junto a los ganadores de las motos y los cuatriciclos. Esas categorías le entregaron un trofeo por sus 20 años en la competición. Él agradeció el gesto y le habló a todo el público presente. "Corrí solo, gané y me llevé una copa, jaja. Estoy emocionado de verdad. Sé que hay mucha gente que hizo un esfuerzo grande para venir y eso me provoca mucha alegría y también una gran responsabilidad. Quiero darles un triunfo pronto para devolverles todo lo que hacen por mí y todo el cariño que me demuestran. Aunque sé que les importa poco, como a mí, porque no estarían acá. Pero los entiendo. A veces los pilotos que ganan mucho se creen que están un escalón arriba del resto de la gente. Yo sé que corro gracias a ustedes. Si me negara a una foto o a un autógrafo estaría yendo contra mí mismo. Gracias".

Un aplauso cerrado de la multitud, y gritos y más gritos, cerraron la la fiesta. La fiesta inolvidable de Colón. ¿Se terminará acá el festejo? Quizá no. En el autódromo hubo responsables de distintos circuitos del país averiguando para llevar el "Di Palma Fan Day" a sus respectivas ciudades. Y sí, el show debe seguir.

Prensa Tusidolos.com

Entradas populares

Buscar

Archivos