jueves, 12 de mayo de 2016

La FIA decidirá qué hacer con los actuales WRC a final de mes

El otro día era el propio Jarmo Mahonen el que deslizaba la posibilidad de crear una Copa para que los actuales World Rally Cars no caigan en el olvido y ahora es Malcolm Wilson el que respalda esta decisión como paso intermedio entre los R5 y los WRC de 2017, además de una forma de mantener en activo a los pilotos privados, los cuales tendrán muy complicado acceder a los coches de la categoría reina.


(AUTOSPORT) La decisión, según declaraciones del propio Mahonen a Autosport, se conocerá a finales del próximo mes, pero todo parece apuntar a que los actuales coches del Mundial de Rallyes seguirán compitiendo en el campeonato mientras las homologaciones sigan vigentes. Ahora queda por saber cuál es el formato por el que se opta (si se hace algo para ello) ya que no es posible ponerlos a competir dentro de WRC2 y la Federación no quieren perjudicar el fuerte mercado de los coches de la categoría R5 que hay en la actualidad.

Otros, como el mandamás de M-Sport han dirigido la atención también hacía el gran salto que hay en cuanto a rendimiento entre los R5 y los WRC17, tal vez una brecha demasiado grande para que los pilotos provenientes de categorías inferiores puedan finalmente disputar el mundial dentro de la categoría absoluta. Malcolm apuesta en la dirección de crear una categoría intermedia para los coches actuales que llene este vacío durante los dos próximos años, aprovechando que tampoco tendrán una vida útil mucho más longeva (temas de homologación) y que de no ser así, estas unidades quedarían paradas.

Entradas populares

Buscar

Archivo del blog